acudir a un psicólogo clínico

Cinco situaciones por las que acudir a un psicólogo clínico

Pedir ayuda no es de cobardes sino de valientes, sin embargo, todavía nos cuesta mucho cuando se trata de cuidar nuestra salud mental. Las razones que nos pueden llevar a acudir al psicólogo clínico son variadas y pueden interferir seriamente con el ámbito familiar, laboral y social y a pesar de ello esperamos que se agraven hasta el punto en el cual realmente ya no podemos afrontar nuestros problemas solos. Las cinco situaciones más destacadas que deberían hacernos pensar en acudir a la consulta del psicólogo sin esperar más son:

1. Tener síntomas cuya causa los médicos no consiguen establecer

Sentir dolores en diferentes partes del cuerpo, presión en el pecho, aumento de la frecuencia cardíaca, respiración muy superficial y acelerada, sudoración… Si los médicos no encuentran lo que nos pasa, normalmente resulta que estos síntomas físicos son la consecuencia de lo que llamamos somatización de los síntomas psicológicos. Estos síntomas suelen ser indicadores de ansiedad, depresión, duelo no elaborado por un ser querido, separación emocional que no se ha podido afrontar, etc.

acudir a un psicólogo clínico

2. Tener problemas de sueño

Podemos tener problemas de conciliar el sueño, despertarnos de noche y no poder volvernos a dormir, despertarnos demasiado temprano o dormir suficientes horas pero al levantarnos sentir que no hemos descansado. Si es algo que nos pasa constantemente sería insomnio y normalmente suele ser indicativo de problemas de salud mental.

Sin embargo, también podemos tener hipersomnio, es decir, sentir que tenemos sueño constantemente, dormir demasiadas horas sin conseguir la sensación de haber descansado y necesitar siestas frecuentes durante el día. Si no hay una explicación orgánica para ello, también suele ser consecuencia de problemas de salud mental. Leer más

no consigo disfrutar de la vida

La anhedonia ¿Qué hago si no consigo disfrutar de la vida?

¿Qué hago si no consigo disfrutar de la vida? ¿Por qué no lo consigo? ¿Qué es lo que me sucede si es que realmente tengo todo lo que la mayoría de la gente desea y, sin embargo no me siento feliz? ¿Cómo se lo cuento a alguien si es que va a pensar que lo único que hago es quejarme sin tener razones para ello? La verdad es que la gente lucha por cubrir sus necesidades básicas y yo, aparte de eso, tengo mucho más, ¿qué me pasa?

Lejos de centrarnos en temas filosóficos de lo que es la felicidad, ni culturales de lo que es la persecución obsesiva de la felicidad, nos vamos a dedicar al disfrute de la vida, de lo que nos sucede, de lo que la gente alrededor nuestro hace y nos afecta, de los logros que tenemos nosotros y que tendríamos que celebrar…no consigo disfrutar de la vida

El no disfrutar de la vida se llama anhedonia. Es ese sentimiento de incapacidad de darle valor a lo positivo que nos inhabilita y nos paraliza a veces, que nos hace sentir que nada realmente tiene sentido…si es que al final somos seres movidos por la motivación de obtener una recompensa positiva y así nunca la tenemos. Hay múltiples teorías que la explican, sin embargo todas coinciden el el hecho de que es un resultado del aprendizaje que hemos tenido y no sólo de la genética. No tenemos que buscar razones objetivas, no las suele haber, Leer más

Enlentecimiento general del procesamiento de la información en niños

Conocer lo que es el enlentecimiento general del procesamiento de la información tiene una implicación práctica de gran importancia. En la evaluación implica que no nos equivoquemos y etiquetemos a un niño como retrasado mental y que resulte que tiene una inteligencia normal o superior (aunque también puede ser baja). Así podremos darle el apoyo necesario en la escuela, respetando su propio ritmo de trabajo y más tarde, orientarle hacia profesiones en las que el factor tiempo no sea central.

enlentecimiento general del procesamiento e la información formación reticular adcendente

El enlentecimiento general del procesamiento de la información es un trastorno que puede ser fácilmente confundido con un retraso mental, pues si la evaluación que se realiza es meramente psicométrica, dará un perfil de inteligencia baja por tener que responder dentro del tiempo límite establecido por los tests de inteligencia. Sin embargo, como en la evaluación neuropsicológica se respeta el ritmo del niño con el objetivo de conocer su óptimo desempeño, este perfil no se ve contaminado por la imposición de tener que acabar las tareas en un tiempo límite. Así descubrimos que el niño que tiene un enlentecimiento general del procesamiento de la información tiene un desempeño de acuerdo con su inteligencia, pero fuera del tiempo límite. Dicho de otro modo, es un niño que funciona lentamente. Leer más

evaluación neuropsicológica de base

Evaluación neuropsicológica de base

Lo primero que tiene que hacer un neuropsicólogo que se dispone a evaluar un paciente es realizar una evaluación neuropsicológica de base. La evaluación neuropsicológica de base es el procedimiento que consiste en evaluar el estado de cada uno de los subsistemas que forman el sistema cognitivo, con el objetivo de saber cuál es el subsistema que está causando las alteraciones por las que el paciente consulta. También esclarece si la alteración es primaria o secundaria.

 Objetivos

Determinar si existen o no alteraciones cognitivas, si estamos delante de un retraso o un trastorno  o en caso de que exista ese retraso definir cuál es el primario y cuáles son los secundarios a los que ha dado lugar.
En el caso de la evaluación neuropsicológica infantil también tenemos que establecer si es un trastorno adquirido o evolutivo. Igualmente esta evaluación tiene que permitirnos postular hipótesis de cuál es el componente del sistema cognitivo que causa el trastorno primario.evaluación neuropsicológica de base instrumentos

Procedimiento

Para conseguir los objetivos planteados anteriormente, el neuropsicólogo tiene que determinar cuáles son los instrumentos de evaluación más adecuados para lograr una óptima evaluación del paciente concreto. Habitualmente se utilizan las escalas de Weschler, sin embargo, si consideramos que nuestro paciente no puede abordar alguna de las tareas que propone, podemos elegir otros tests que permitan evaluar las mismas funciones cognitivas.

Leer más

neuropsicólogo clínico infantil evaluando

¿Qué aporta un neuropsicólogo clínico infantil?

A la hora de tener que elegir un profesional es muy importante saber exactamente qué papel puede jugar cada uno. Por eso, en este artículo vamos a centrarnos en la figura del neuropsicólogo clínico infantil y lo que aporta a un paciente, explicando algunas razones sobre por qué sus funciones no son intercambiables con las de un psicólogo clínico, por ejemplo, un logopeda o un psicopedagogo, y así evitarneuropsicólogo clínico infantil evaluación confusiones y a la vez  delimitar bien su campo de actuación y poder responder a la pregunta inicial que nos hacemos: ¿Qué aporta un neuropsicólogo clínico infantil?

 

El neuropsicólogo clínico es el profesional que se dedica a hacer un diagnóstico diferencial basado en evidencias científicas de las alteraciones cognitivas que el niño presenta. A menos que dichas alteraciones no sean de lenguaje primariamente (véase diferencias entre trastorno primario y secundario), el logopeda no tiene la formación suficiente para poder establecer a qué componente del sistema cognitivo se debe su aparición (a la alteración de qué componente son secundarias).

Leer más

evaluación neuropsicológica infantil

Cinco factores clave en la evaluación neuropsicológica infantil

En la evaluación neuropsicológica infantil hay algunos detalles específicos que hay que tener en cuenta a la hora de llevarla a cabo. Son muy importantes, pues si no reparamos en ellos no podemos orientar bien la rehabilitación o la estimulación y no podemos pretender que el tratamiento diera los resultados esperados. Estos tres factores de los que vamos a citar son compartidos por cualquier evaluación neuropsicológica infantil independientemente de la edad del paciente, pero los últimos dos son la clave.

1. La estructura funcional del sistema cognitivo y cómo este procesa la información.

Es decir, de qué componentes consta cada uno de los subsistemas cognitivos, cuál es la relación funcional entre ellos, sobre qué tipos de información opera cada uno de estos componentes o cómo se integra la función de cada componente con la de los demás para dar lugar a una conducta.

2. La alteración del procesamiento de la información cuando existen daños.evaluación neuropsicológica infantil

O lo que es lo mismo, cómo resulta alterado el procesamiento de la información cuando uno o más componentes sufren un daño. En el caso de la neuropsicología infantil el tema es bastante más complejo. En efecto, a lo largo del período evolutivo, los diferentes componentes que integran cada subsistema cognitivo se van haciendo funcionales a través de una serie de etapas. Y este desarrollo tiene lugar con un ritmo, unas características y unas interrelaciones mutuas entre sus componentes que son diferentes en cada subsistema.

Leer más

¿Qué es la neuropsicología? Conceptos básicos para entenderla

La neuropsicología cognitiva se ha ido definiendo como el estudio de las relaciones entre la conducta y el cerebro. Sin embargo, de alguna manera esto mismo es lo que estudia la psicología. En este artículo vamos a intentar desglosar los pilares que diferencian una ciencia de la otra y cuáles son los conceptos básicos que hay que tener en cuenta para poder aclarar qué exactamente es la neuropsicología.

La neuropsicología nació en un contexto en el cual no existían técnicas a través de las cuales pudiéramos observar el cerebro en vivo así que las lesiones cerebrales no podían ser estudiadas más que directamente.

neuropsicologíaPor ello, hubo que buscar un método que permitiera determinar la existencia de lesiones cerebrales y de su localización, a partir del estudio de las alteraciones conductuales producidas por dichas ellas. Se concibe el cerebro como un sistema de procesamiento de la información y genera modelos de dicho procesamiento para cada función cognitiva que a su vez permiten predecir determinadas alteraciones conductuales en caso de lesión de uno u otro de sus componentes. Los modelos de procesamiento de la información ofrecen la posibilidad de formular hipótesis que guíen las evaluaciones neuropsicológicas y de explicar (y no sólo describir) los resultados de estas evaluaciones.

Un modelo que ha sido verificado con datos procedentes de la neuropsicología permite explicar las alteraciones conductuales de cada nuevo paciente, lo que constituye un diagnóstico neuropsicológico científicamente fundamentado. Y un diagnóstico neuropsicológico bien fundamentado constituye a su vez una contribución valiosa al diagnóstico neurológico. Además, permite establecer, también sobre unas bases científicas, un programa de rehabilitación basado en la identificación del componente del sistema que está dañado, por un lado, y en el conocimiento del estado de los demás componentes del sistema susceptibles de participar en la rehabilitación del paciente, por otro. Leer más

La evaluación en la neuropsicología clínica ¿Cómo se hace?

Tradicionalmente, la evaluación en la neuropsicología se ha venido haciendo mediante tests psicométricos. Teóricamente, cada uno de ellos evalúa una determinada facultad cognitiva que es la que da nombre al test: “Test de atención”, Test de Memoria”, etc. Este supuesto ha inducido a interpretar las puntuaciones obtenidas por un individuo en un test como indicadoras de su nivel de funcionamiento en la facultad concreta a la que se refiere el nombre de ese test: la atención, la memoria, etc. Y esta práctica psicométrica es la que ha venido dominando en la neuropsicología tradicional y la que se plasma en esos “informes neuropsicológicos” que son en realidad informes psicométricos de pacientes neuropsicológicos.

Sin embargo, la Psicología Cognitiva y la Neuropsicología Cognitiva nos han enseñado que en la ejecución de las tareas de cada test participan –junto con la función
cognitiva que da nombre a ese test (atención, memoria, etc.- toda una serie de otras funciones cognitivas, cada una de las cuales puede ser, por sí sola, responsable de la puntuación baja obtenida por el individuo en ese test.

evaluación en la neuropsicología En consecuencia, no podemos concluir que un individuo presenta un déficit de atención o de memoria porque ha fallado en un “Test de atención” o en un “Test de Memoria”, respectivamente. En su lugar, la Neuropsicología Cognitiva ha desarrollado una metodología de la evaluación que le permite determinar, no sólo qué función cognitiva de las que participan en la ejecución de ese test es la responsable de la puntuación baja en ese test, sino además, cuál es el componente específico de esa función que está fallando, y si ese fallo corresponde a una afectación primaria (que es la que ha de ser rehabilitada) o si es la consecuencia secundaria de un fallo en otra función.

Es decir, la Neuropsicología Cognitiva aplicada a la clínica permite hacer un diagnóstico diferencial de las causas primarias de las alteraciones cognitivas de un paciente y, en consecuencia, permite establecer un programa de intervención científicamente fundamentado. Leer más

tratamiento en la psicología clínica clínica

El tratamiento en la psicología clínica ¿Cómo funciona?

El tratamiento en la psicología clínica es uno de los puntos más importantes de cara a la interacción con el paciente. El tratamiento supone intervenciones clínicas sobre las personas para intentar resolver sus trastornos psicológicos, sean del tipo que sean. Se entiende que todo tratamiento supone algún tipo de relación interpersonal y, con ello, situación social, que tendrá una duración determinada en cada caso y unos objetivos a conseguir.

La duración del tratamiento en la psicología clínica

En lo que respecta a la duración del tratamiento en psicología clínica, suele ser por lo general entre cinco y cuarenta sesiones (comúnmente a razón de una o dos por semana), pero también puede ser tan corto como una sesión y tan largo como que lleve varios años.

La duración más frecuente de una sesión está entre cincuenta minutos y una hora, pero también puede variar según las circunstancias y la naturaleza de la terapia. En cuanto al formato de las sesiones, pueden ir desde una relación colaboradora altamente estructurada hasta interacciones menos estructuradas, así como consistir en construcciones sistemáticas de nuevas conductas, en la promoción de manifestaciones emocionales, y en toda una variedad de maneras, incluyendo las aplicaciones fuera de la clínica en contextos de la vida cotidiana. Leer más

¿Qué es la dislexia? La clave para entender el concepto

Aunque el título de este artículo invita a pensar que vamos a definir qué es la dislexia a través de sus características más destacadas, pero lo que vamos a hacer es explicarla a través de lo que no es la dislexia.  Esta es precisamente la clave que aclarará cuándo un niño tiene o no dislexia al no leer al nivel esperado.

Lo primero para saber qué es la dislexia es conocer que es lo que es un trastorno primario y uno secundario. Un trastorno primario es el que no se debe a ningún otro trastorno. Un trastorno secundario es aquél que viene a ser provocado por uno primario, mejor dicho, el que es consecuencia de otro trastorno. Es decir, el que se arreglaría si atendemos al trastorno que lo provoca.

dislexiaUna vez aclarado este concepto, centrémonos en la dislexia. Como el mismo t
érmino indica, la dislexia es un trastorno que consiste en no saber leer al nivel esperado (sin adentrarnos en tipos y diferencias en la sintomatología). Como apunte, hay que destacar que la dislexia es referida a la acción de leer y no de hablar. A veces se puede confundir pero son trastornos diferentes.

Sin embargo, para que un trastorno sea dislexia éste tiene que ser primario. Lo explicamos a través del siguiente ejemplo: nos encontramos con dos niños de 8 años que no consiguen leer al nivel esperado, van despacito, no consiguen reconocer bien todas las letras. Leer más