¿Cuáles son los miedos evolutivos?

El miedo en general suele estar presente en cualquier etapa de la vida humana. Algunos son adaptativos, otros no tienen una función clara, pero sin embargo, allí están y hace falta aprender a afrontarlos y no evitarlos, pues en este último caso corremos el riesgo de que se conviertan en patológicos. Los miedos de los niños son normales, aunque haya veces que los viven con mucha intensidad, no tenemos que asustarnos delante su presencia, lo que tenemos que hacer es apoyar al niño para que los viva con la mayor naturalidad posible y así estar seguros de que con el tiempo irán disipándose sin crear ansiedad excesiva.miedos evolutivos

¿Cuáles suelen ser los miedos evolutivos?

Los miedos suelen ir cambiando de tipo de una etapa evolutiva a otra. Aquí vamos a describir los más típicos, lo que no quiere decir que sean exclusivos.

I. Primera infancia
Al ser una de las emociones básicas es de esperar que se empiece a manifestar muy temprano, tanto como antes de los seis meses de vida, los niños ya empiezan a mostrar su presencia. Allí nos encontramos con miedo a las alturas, los extraños y comienzan a tener ansiedad de separación ante el alejamiento de la figura de apego. Estos miedos aparte de ser adaptativos, muestran cierto grado de madurez emocional y cognitiva.  El miedo a la separación y a los extraños se intensifica a partir del año y medio. En esta misma etapa aparecen los miedos a los animales pequeños y a los ruidos fuertes.

II. 2,5 a 6 años
Los miedos de la etapa anterior se mantienen en su mayoría aunque algunos atenuados, pero ligados al desarrollo cognitivo aparecen los miedos a estímulos imaginarios como miedo a la oscuridad, monstruos, fantasmas… Ahora aparece también el miedo a los animales que puede perdurar hasta la edad adulta.

III. 6 a 11 años
Como en esta edad ya el niño ha acabado de separar su mundo interior del exterior, ya los temores a los seres imaginarios empiezan a desvanecerse para dar lugar a miedos más realistas: daño físico, médicos (heridas, sangre…), la muerte. También puede aparecer el miedo a sus iguales en dependencia de cómo ha vivido los miedos de la etapa anterior.
Si el niño percibe un ambiente inestable, aparece el miedo a la separación de los padres.

IV. Preadolescencia
En esta etapa se van reduciendo los miedos de la etapa anterior, dando paso al miedo al rechazo, a la crítica, el fracaso… Los cambios de imagen también generan preocupaciones serias que acabarán aflorando completamente en la siguiente etapa.

V. Adolescencia
Se mantienen los miedos de la etapa anterior, cobrando mayor importancia las preocupaciones por los logros académicos, las relaciones personales, el rendimiento personal. Las preocupaciones por la propia imagen se vuelven mucho más acusadas. Al buscar su identidad los jóvenes, que a estas alturas han ido perdiendo el miedo al peligro y la muerte pueden ponerse en situaciones de riesgo para autoafirmarse.

En resumen, en cada etapa de desarrollo aparecen diversos miedos que llamamos miedos evolutivos y que son completamente normales. Con el tiempo y el crecimiento se van disipando para ir dando lugar a otros. Es importante que apoyemos a los niños para vivir estos miedos con naturalidad y que se sientan seguros, apoyados y queridos.

1 comentario

Trackbacks y pingbacks

  1. […] ya hemos explicado en otra entrada, tener miedo es algo natural, es completamente normal. Para comprender la diferencia entre miedo y fobia, hay que entender que […]

Escribe tu comentario

¿Quieres unirte a la conversación?
Agradecemos tu participación.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *